Dialisis Dominicana | Nefrodimar
peritoneal dialysis, dialisis peritoneal nefrodimar

Diálisis Peritoneal

La diálisis peritoneal (DP) es un tratamiento para personas que tienen insuficiencia renal. La insuficiencia renal es el quinto estado de la insuficiencia renal crónica (IRC). Los riñones sanos eliminan los desechos de la sangre y el exceso de líquido del cuerpo. Sin embargo, cuando los riñones no funcionan bien, estos desechos y el exceso de líquido pueden acumularse en la sangre y causar problemas de salud. Un mal funcionamiento renal puede producir:

  • náuseas
  • dificultades para dormir
  • falta de apetito
  • pérdida de energía
  • hipo
  • piel seca, picazón
  • pérdida de peso
  • períodos menstruales irregulares
  • calambres musculares, especialmente de noche
  • hinchazón
  • anemia (recuento bajo de células sanguíneas)
  • problemas respiratorios
 

¿Por qué necesito la diálisis peritoneal?

Usted precisa este tratamiento porque sus riñones ya no eliminan suficientes desechos de la sangre ni el exceso de líquido corporal. Si bien es posible que las personas con insuficiencia renal conserven parte de su función renal, ésta no resulta suficiente y acabará muriendose si no recibe tratamiento.

¿Cómo funciona la diálisis peritoneal?

Se coloca en el abdomen un tubo flexible llamado catéter mediante un procedimiento de cirugía menor. El catéter permite que usted se conecte fácilmente a un tubo especial que posibilita el ingreso de dos a tres cuartos de líquido de lavado dentro del abdomen. Este líquido de lavado se denomina dializado. El dializado tarda aproximadamente 10 minutos en llenar el abdomen. Al finalizar el llenado, el catéter se tapa para que no haya pérdidas.

dialisis-nefrodimar-espanol

Lo que sucede después es un proceso asombroso. La pared del abdomen (denominada membrana peritoneal) actúa como filtro natural. Permite que el exceso de líquido y los residuos que se encuentran en la sangre pasen al líquido de lavado. Al mismo tiempo, la pared del abdomen impide la salida de elementos que son importantes y necesarios para el cuerpo como es el caso de los glóbulos rojos y los nutrientes. Para ser efectivo, el dializado debe permanecer en el abdomen dos o más horas, según la contextura física de la persona y la cantidad de residuos a extraer. Ese tiempo se denomina tiempo de permanencia. Luego de transcurrido este lapso, se extrae el líquido de lavado del cuerpo y se coloca en una bolsa vacía. La bolsa se desecha. Después se repite el proceso de ingreso y extracción una determinada cantidad de veces al día utilizando un dializado nuevo. El proceso de sustitución de las bolsas de dializado se denomina intercambio. La diálisis peritoneal (DP) puede realizarse en el hogar, en el trabajo o mientras se está de viaje.

 

¿Hay distintos tipos de diálisis peritoneales?

Sí. Las más importantes son:

Diálisis peritoneal continua ambulatoria (DPCA). Con la DPCA, usted se encarga de realizar los intercambios tres o cuatro veces al día.

Diálisis peritoneal automatizada (DPA). Con la DPA, una máquina denominada cicladora realiza los intercambios automáticamente mientras usted duerme. Tal vez necesitará además un intercambio durante el día si su función renal continúa desmejorando.

¿Cómo sabré cuánta diálisis necesito?

La cantidad de diálisis necesaria es diferente en cada persona. Depende de muchos factores, entre los que se incluyen su peso, el nivel de función renal que le queda, su salud general y los resultados de los análisis de laboratorio. Su médico le dará una receta de diálisis diseñada especialmente para usted. La receta le indicará:

  • Cuántos intercambios necesita realizar al día.
  • El tiempo que el líquido de diálisis debe permanecer en el abdomen (tiempo de permanencia).
  • El tipo y la cantidad de líquido de diálisis que debe utilizar en cada intercambio.

Si desea mas información acerca de la diálisis peritoneal aquí en Nefrodimar estamos a sus ordenes, no dude en comunicarse con nosotros.